lunes, 28 de enero de 2013

Reseña: Lazarillo de Tormes (Anónimo)

Bueno, hoy os traigo la reseña del Lazarillo.
Me lo mandaron como obligatorio para el instituto, pero aún así lo voy a reseñar (que también se lo merece).


Título: Lazarillo de Tormes
Autor: Anónimo
Nº de páginas: 143
Editorial: Vicens Vives
ISBN: 9788431680251

SINOPSIS

Lázaro, hijo de un ladrón y acemilero, queda huérfano en Salamanca. Estará al servicio de diferentes amos (un ciego, un hidalgo arruinado, un clérigo avaricioso, un fraile de la Merced, un burlero farsante, etc.), y ejercerá varios oficios, que permiten al narrador realizar una sátira de los diferentes estamentos de la sociedad de la época y reflexionar con ironía sobre el tema de la honra

VALORACIÓN PERSONAL

Lazarillo de Tormes es un libro que, por el hecho de ser un clásico que te mandan en el colegio, yo creía muy aburrido, pero, afortunadamente, no ha resultado así.
Por supuesto, yo he leído la edición de Vicens Vives (véase la portada que hay arriba), así que lo he leído en castellano normal y bastante resumido. Aún así, he podido apreciar la situación que se vivía en el siglo XVI. Los escenarios y las costumbres son reales, lo que la hace mucho más verosímil.
Los personajes están realmente desarrollados. Lázaro pasa de un inocente niño a un adulto pícaro, mentiroso y preocupado por el estatus social. Pero no es sólo Lázaro. Cada uno de los dueños (menos 2, que sólo salen en 1 ó 2 páginas) están también muy bien caracterizados.
La historia en sí es bastante irónica y graciosa en algunas escenas. También tiene algunas en las que realmente te da pena la situación que vivió Lázaro (si realmente existió, cosa que está en discusión).
Aún así, no engancha (por lo menos a mí) mucho; algo, sí, pero ya. Excepto algunos momentos emocionantes, el resto del libro tiene... poca chicha.
El final es un poco... rancio ¬¬ Podría haberlo acabado de otra forma, pero quizás así sucediera en esa época y así lo reflejara en el libro.

Bueno, le doy:

Y con ésto y un bizcocho, hasta el próximo día a la hora que sea